Valores

Valores

Los valores éticos, que rigen las actuaciones del personal que labora en el Instituto y que deben ser practicados por cualquier servidor público, son los contemplados en el Código de Conducta de los Servidores Públicos y se definen tal como sigue:

Honestidad

Es el principio ético prioritario, que exige actuar teniendo en cuenta siempre que los fines públicos, excluyen cualquier comportamiento en desmedro del interés colectivo, destinado de alguna manera al interés personal o grupal de los servidores públicos, o de un tercero, cualquiera que este sea, o buscarlo u obtenerlo por si mismo o por interpuesta persona.

Equidad

Principio ético que obliga a los servidores públicos a actuar respecto a las personas que demandan o solicitan sus servicios, sin ningún tipo de preferencias y solo en razón del merito, legalidad, motivaciones objetivas y sin consideración de género religión, ética posición social o económica u otras características, ajenas al fondo del asunto y la justicia.

Lealtad

Principio ético, que se manifiesta en la permanente fidelidad que se traducirá en constancia y solidaridad para con la institución, niveles supervisores, compañeros y subordinados. Cuando se ejercita en ausencia de los superiores alcanza su máxima expresión valorativa.

Decoro

Principio ético que impone al servidor público, respeto para sí y para los ciudadanos que recurran en solicitud de atención o demanda de algún servicio. Respeto que ha de exteriorizar siendo circunspecto en el lenguaje y las maneras de conducirse durante el ejercicio de las funciones y tareas asignadas.

Pulcritud

Es el principio ético que entraña la adecuada presentación de los bienes públicos, la preocupación por el ambiente físico de trabajo, y en todo caso, el no aumentar por desidia su deterioro. Asimismo, implica la apropiada presentación personal de los Servidores Públicos, durante el ejercicio de sus funciones.

Vocación de Servicio

Es el principio ético que excluye conductas motivaciones e intereses que no sean los institucionales y se patentiza en acciones de entrega diligente a las tareas asignadas, implica disposición para dar oportuna y esmerada atención a los requerimientos y trabajos encomendados, apertura y receptividad para encauzar cortésmente las peticiones demandas quejas y reclamos del público, así como el contestarlos pronta y oportunamente.

Disciplina

Principio ético que significa la observancia y el estricto cumplimiento de las Normas administrativas por parte de los servidores públicos en el ejercicio de sus funciones.

Eficacia

Es el principio ético que se define como la realización de actividades gubernamentales y administrativas, al menor costo para los contribuyentes, en el menor tiempo posible y con el logro optimo de los objetivos planteados.

Responsabilidad

Principio ético que significa disposición y diligencia en el cumplimiento de las competencias, funciones y tareas encomendadas, el tomar la iniciativa de ofrecerse a realizarlas, así como la permanente disposición a rendir cuentas y asumir las consecuencias de la conducta publica sin excusas de ninguna naturaleza, cuando se requiera o juzgue obligante.

Puntualidad

Principio ético del servidor público que establece que los compromisos contraídos y las tareas, encargos y trabajos asignados, deben ser cumplidos dentro de los lapsos establecidos o convenios. Impone exactitud y precisión en el cumplimiento de los horarios para el desarrollo de las actividades ordinarias y extraordinarias relacionadas con sus labores.

Transparencia

Principio ético que exige del servidor público, la ejecución diáfana de los actos del servicio, e implica que estos tienen en principio carácter público y son accesibles al conocimiento de toda persona natural o jurídica que tenga interés legitimo en el asunto.